Rediseño de nuestra reunión de mesas

Rafael Pérez

El jueves pasado tuvimos nuestra primera reunión de mesas —así le seguimos llamando a los grupos, aunque hace tiempo que dejamos de utilizar mesas como tal— en nuestro nuevo local. A diferencia del domingo, dónde el contenido principal de nuestra reunión es la enseñanza, nuestros jueves se caracterizan por la conversación: nuestra gente viene a conversar, a expresarse, a participar, y de algún modo, sentimos que al aire libre esta reunión funciona mejor. (Quizás extrañamos el parqueo.) Esta semana concluiremos la primera etapa del proyecto de mudanza y pronto pasaremos a la segunda, que es habilitar un espacio al aire libre en el que esperamos desarrollar la reunión de mesas los jueves y nuestro ministerio de niños los domingos.

La mesa de Tomás.En la imágen: La mesa de Tomás.


A partir del próximo jueves modificaremos un poco el programa de la reunión de mesas, para hacerla aún más interactiva y conversacional. En vez de tener un tiempo de enseñanzas de 30 minutos, como habíamos estado haciendo hasta ahora, probaremos con un tiempo de preguntas y respuestas basado en la enseñanza del domingo. Una debilidad que siempre hemos intentado superar en PezMundial es la falta de interacción que tiene el púlpito cristiano, en vez de sentar la gente a escuchar un sermón, preferimos compartir una charla corta con el fin de aumentarla, contrastarla y aplicarla en la mesa.

La entrevista.En la imágen: La entrevista.

Ya que los domingos, por asunto de logística, no nos es posible hacerlo, pensamos distribuir formularios de preguntas para que los asistentes puedan anotar allí sus dudas o necesidades particulares de aplicación, y venir los jueves a recibir respuestas. Por otro lado, así evitamos saturar, permitiendo que durante toda la semana nuestros miembros se mantengan meditando y pensando en un solo tema. El nuevo programa quedará de la siguiente manera: tiempo de adoración, preguntas y respuestas, la mesa y testimonios.

Oct 21, 2008
Archivado en: Actividades



Lista de correo

Mantente en contacto. Recibe en tu correo los últimos artículos y actualizaciones.


Selecciones

Una perspectiva cristiana sobre el acondicionamiento físico

Una perspectiva cristiana sobre el acondicionamiento físico

El acondicionamiento físico (fitness) es la religión de nuestro tiempo, algo que consume gran cantidad de la atención mental y domina los temas en las conversaciones de sobremesa, mientras consumimos los últimos bocadillos.

Los retos de discipular adultos

Los retos de discipular adultos

Si viniste a Cristo siendo un adulto y estás luchando para hacer en tu vida la voluntad del Señor, espero que en este artículo puedas ver que no estás solo y encontrar aliento. ¡Confía en el poder del Evangelio!

Cómo encontrar deleite en la voluntad de Dios

Cómo encontrar deleite en la voluntad de Dios

Alguien puede decirte lo que Dios espera de ti, pero nadie puede prepararte para que eso haga sentido en tu mente, y aún menos, para que encuentres agradable hacer algo que frecuentemente va en contra de tus intereses materiales o deseos carnales.

Leyes sobre la esclavitud en el antiguo Israel

Leyes sobre la esclavitud en el antiguo Israel

Es una ironía. Los cristianos somos acusados por los incrédulos de basar nuestra fe en un libro que justifica la esclavitud, pero nuestros acusadores no han considerado que el ideal de libertad que ellos hoy defienden fue el cristianismo que se los enseñó.

Algunas motivaciones para tener un Campamento Bíblico de Verano

Algunas motivaciones para tener un Campamento Bíblico de Verano

Es un esfuerzo enorme desde todos los puntos de vista y lo que nos impulsa es la convicción: los niños tienen alma, y la suya tiene el mismo valor que la de un adulto. Así mismo, creemos que los medios de gracia del Señor pueden alcanzar a los pequeños desde la más tierna a edad.

(Audio) La relación pastoral

(Audio) La relación pastoral

Una valiosa relación en la vida de todo creyente es su relación pastoral, relación que debe ser edificada intencionalmente a través del tiempo con el fin de llegar juntos a glorificar al Señor. El pastor ha sido dado por Cristo a su rebaño para dirigirle, cuidarle y alimentarle, con la advertencia solemne de que un día dará cuenta por cada oveja al Señor de los pastores.